Dos majoreras en el mejor Cross del mundo