Puerto Cabras, ilusión y trabajo por bandera