El Temporal ganó y ahora toca esperar