Fuerteventura acoge por primera vez una competición oficial de fisicoculturismo y fitness