Una soberbia segunda parte permite al Aloe Plus Lanzarote Conejero ganar al Gran Canaria