Las facilidades defensivas condenan al San José Obrero ante el Vecindario