El EM de Risco Prieto acogió su primer campeonato de Canarias